fbpx

Las Preguntas tienen Respuestas, Las Respuestas no tienen Respuestas

“Y se sublevo Korach…, hijo de Yizhar, hijo de Kahas, hijo de Levi…; instigado por Datan y Abiram, los hijos de Eliav… y On ben Pelet, de la tribu de Reuben.”—Bamidvar 16:1

La Rebelion de Korach

La parsha empieza con la reunion de Korach junto con los 250 hombres notables quienes montan una rebellion en contra de Moshe y HASHEM.

Rashi explica que la motivacion de Korach fue los cellos. El consideraba que el debio haber sido asignado al cargo de Nasi de su shevet, y buscaba revancha. Aunque Moshe Rabbeinu recibio ordenes de HASHEM para asignar a Elizaphan Ben Uziel a ese cargo, Korach  sintio que Moshe tomo esa decision por si mismo, y se propuso a derrocarlo. Se propuso a probar de que Moshe decia cosas en nombre de HASHEM que HASHEM nunca le habia dicho que hiciese.

Para probar su punto, Korach reunio a los 250 lideres del pueblo Judio y les dio a cada uno un tallis hecho unicamente de techeiles. (Se require que solo un hilo del tzitzis de un tallis sea teňido de un color azul/purpura del color del techeiles.)

Korach trajo al grupo frente a Moshe y le pregunto, “Si uno tiene una ropa hecha enteramente de techeiles, esa persona esta obligada a ponerse tzitzis encima?

Moshe le contessto, “Esa persona esta obligada.”

Tiene sentido esto? Korach exclamo. “Una ropa que esta hecha enteramente de lana require solamente un hilo de techeiles, y aun asi tu dices que una ropa hecha enteramente de techeiles  necesita llevar mas techeiles. Esto es imposible!”

El grupo entero empezo a reirse de Moshe, y habiendo dicho esto, Korach lanzo su revuelta.

La  Pregunta de Korach no era tan poderosa.

¿Que era aquello que hacia la pregunta de Korach “incontestable”?

Basado en el Medrash, esta claro de que la estrategia de Korach era la de hacer una pregunta tan poderosa  de modo que ni Moshe pudiese contestarla. Esto probaria de que lo que el dijo no podria haber venido de HASHEM.  La dificultad que encierra este comentario de Rashi es la siguiente: ¿Que es aquello tan potente sobre la pregunta que hizo Korach?  Podria bien ser de que la ropa hecha de lana pura requiera de tzitzis que lleve un hilo de techeiles, y que una ropa hecha enteramente de techeiles todavia requiera los tzitzis que lleve un solo hilo de techeiles. La pregunta no pareciera particularmente molestosa.

Ademas, si Korach queria hacer preguntas, hay preguntas mucho mas dificultosas que el hubiese podido haber preguntado.  El Medrash nos dice que Shlomo Ha’Melech no pudo entender el sistema de la parah adumah.  El proposito de la parah adumah  es la de purificar a la persona rociada de cenizas. ¿Por que el Kohain que rocea las cenizas se convierte impuro al hacerlo?  Si este es un acto que purifica, ¿por que es que convierte en impura a la persona que realiza el acto? Este es un enigma. De hecho, si Korach estuviese buscando hacer una pregunta incontestable para desmentir a Moshe, entonces Korach hubiera hecho esta pregunata o muchas otras mas preguntas dificultosas. ¿Que era aquello de la pregunta de los techeiles que era “incontestable” que causara que 250 maestros de la Torah se mofaran de Moshe?

La respuesta se basa en tratar de entender como el prejuicio ciega la mente del hombre.

Las preguntas tienen respuestas; y las respuestas no tienen respuestas.

Se le acerca una vez al Rav Chaim Volozhin un estudiante que habia dejado de asistir a la yeshiva. Y esto era durante el tiempo en que la Era de la Ilustracion estaba en todo su furor y muchos jovenes estudiantes de las yeshivot se dejaban llevar por las promesas de poder satisfacer las necesidades de la humanidad que los estudios modernos traian.

Los caminos de la Torah se veian como arcaicos y anticuados; y solo la ciencia parecia prometer dar respuestas a todo lo que afectaba al mundo.

Habia un estudiante quien se habia retirado de la yeshiva hacia un tiempo atras pero que queria regresar. “Quiero regresar,” le dijo a Rav Chaim, “pero tengo muchas preguntas.”

Rav Chaim le pregunto, “¿Estas preguntas que tienes vinieron a ti cuando tu estabas yendo a la yeshiva o despues que te alejaste de ella?

El muchacho inocentemente pregunto, “¿Que tiene eso que ver? Estas son preguntas que tengo.”

Rav Chaim le respondio, “Si estas preguntas te asediaban antes de dejar la yeshiva, entonces si eran preguntas, de modo que, si hay preguntas, entonces yo tengo respuestas.”

Sin embargo, si estas preguntas empezaron a asediarte solo despues de que dejaras la yeshiva, entonces no son preguntas, son respuestas. Y para respuestas, no tengo respuestas.”

El Prejuicio Ciega al Hombre

Rav Chaim estaba explicando un principio basico en el hombre: de que el prejuicio afecta grandemente nuestra abilidad de entender. Si una persona tiene algun prejuicio en contra de alguna filosofia, entonces esta persona no esta siendo receptiva y se torna incapaz de escuchar la verdad, no importa que tan clara u obvia esta sea—el simplemente se cierra. Para dar paso a la voluntad propia, HASHEM le dio al hombre esta habilidad sobrenatural de cerrar por completo su mente e ignorar toda prueba y toda logica, mas que el de seguir ciegamente Sus deseos. Cuando un hombre se cierra y no quiere escuchar la verdad, no hay nada que le pueda probar que esta equivocado.  Su mente esta cerrada.

Esta podria ser la respuesta en tratar de entender la pregunta de Korach. Korach no se le acerco a Moshe en busca de la verdad; su sola intencion era la de mofarse y desacreditar a Moshe. Y con esa actitud, la intensidad de la pregunta tanto como el que si tuviese respuesta, realmente no importaba. Realmente, no habia pregunta, solo odio y burla disfrazados de pregunta. Se trataba de una pregunta que no tenia respuesta porque no se trataba de una pregunta—sino de una respuesta.

Este concepto es de gran relevancia en nuestras vidas. Hay momentos en que nos quedamos perplejos por ciertas situaciones que no entendemos. No sabemos a donde voltear, y tal pareciera como que no encontramos por ningun lado las respuestas que estamos buscando. Pudiera ser de que no podemos encontrar la respuesta. Pero a veces cuando la respuesta parece eludirnos, no es porque no haya respuesta, sino porque no estamos atentos. Muchas veces la respuesta pudiese estar ante nosotros, pero no estamos siendo lo suficientemente receptivos, de modo que pasa por desapercibida. No es que no hayan respuestas, sino de que no estamos hacienda las preguntas.

HASHEM creo al hombre con un corazon para la verdad, y si la persona pone de lado sus prejuicios, y anda con mente receptiva, esa persona tendra la capacidad de escuchar la respuesta. La llave para ese proceso es la de hacerse a si mismo una pregunta en particular: ¿Que es la verdad? Poniendo de lado cualquier interes personal y cualesquiera consecuencias; ¿cual es el camino justo? ¿que es lo que HASHEM quiere que yo haga?  Si la persona sigue este proceso, su sentido interno lo guiara mas alla de la oscuridad, y tendra la capicidad de encontrar la verdad.

Este es un extracto del Shmuz en el libro de Parsha..

Get The Shmuz on the go!